domingo, 16 de octubre de 2016

El “FIFAgate” enloda la cancha de Costa Rica

La confesión de culpabilidad del expresidente de la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefútbol), Eduardo Li, en el caso de corrupción internacional conocido como “FIFAgate”, ha enlodado la cancha en el país centroamericano en ámbitos que van desde la organización de un Mundial hasta contratos televisivos y de marcas deportivas.

Todo fue una fiesta y una celebración por el histórico Mundial Femenino Sub 17 Costa Rica 2014, la primera Copa del Mundo de la FIFA realizada en Centroamérica, pero la confesión de Li ha colocado una nebulosa sobre la organización del torneo.

También los contratos televisivos internacionales, los partidos amistosos de la selección y el contrato con la marca de ropa deportiva se han visto salpicados en el tema.

El pasado 7 de octubre, Li se declaró culpable ante la Corte del Distrito del Este de Nueva York por tres delitos de los 14 que le imputa el Departamento de Justicia de Estados Unidos, según informó ese día su abogado Roger Guevara, a los medios.

Según informes de prensa local e internacional, Li reconoció ante la Corte haber recibido “miles de dólares” en sobornos para autorizar partidos amistosos de la selección, para ceder derechos de transmisión de televisión, para un contrato con una marca deportiva y además aceptó haber desviado dinero del Mundial Femenino Sub 17 de Costa Rica 2014.

El actual presidente de la Fedefútbol, Rodolfo Villalobos, quien era tesorero durante la presidencia de Li, ha tenido que salir a dar la cara y afirma que no conocía lo hecho por el exdirigente y que no tuvo nada que ver con ello.

El estatal Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (Icoder) ha pedido a la Fedefútbol que le entregue todas las facturas del Mundial Sub 17 relacionadas al uso de dineros públicos, con el fin de descartar anomalías.

La Fedefútbol afirma que entregará los documentos, pero aclaró que esas liquidaciones, firmadas por Villalobos cuando era tesorero, fueron aprobadas por la Contraloría General de la República porque cumplieron todos los requisitos legales.

"Dichas liquidaciones presentadas oportunamente a la Contraloría fueron suscritas por el tesorero de la Fedefútbol por requisito de ley", indicó en un comunicado la Fedefútbol.

“No obstante, se aclara y mantiene lo dicho en el sentido de que la contabilidad, pago de facturas y la revisión de las mismas no eran responsabilidad del señor Rodolfo Villalobos, era una responsabilidad del Comité Organizador Local presidido por Li Sánchez”, agregó la misiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada